Conoce más

Cerrar
Denny's Philly Cheesesteak - Descuentos para socios de AARP

Denny's

Los socios ahorran todos los días

Tarjeta de Seguro Social, los posibles cambios del seguro social

Seguro Social

Aprende a maximizar sus beneficios

Tanger Outlets

Tanger Outlets

Libro de cupones gratis para socios

Red contra el fraude

Red contra el fraude

Ve alertas de estafas en tu estado

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Celebra y ahorra en tu membresía de AARP

ENCICLOPEDIA MÉDICA

Enfermedades y afecciones A – Z
powered by Talix

Hepatitis A

Información general

La hepatitis es una inflamación del hígado causada por la exposición a toxinas, enfermedades inmunitarias o infecciones. Los virus son los responsables de la mayoría de los casos de hepatitis. La hepatitis A es una inflamación del hígado causada por el virus de la hepatitis A. Se trata de un tipo de hepatitis agudo (de corta duración) que, por lo general, no requiere tratamiento.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), cada año se producen 1,4 millones de casos de hepatitis A (OMS, 2012). Esta forma altamente contagiosa de hepatitis puede causar epidemias por alimentos o agua contaminados. Afortunadamente, no es grave y no suele conllevar consecuencias a largo plazo.

Riesgos

La hepatitis generalmente se transmite de persona a persona, por lo que es altamente contagiosa. No obstante, ciertos factores pueden aumentar el riesgo de contraerla, entre ellos:

  • vivir o pasar mucho tiempo en áreas con una gran incidencia de hepatitis A (se incluye a la mayoría de los países en vías de desarrollo)
  • inyectarse o consumir sustancias ilegales
  • ser VIH positivo
  • mantener relaciones homosexuales

Según los informes de la Organización Mundial de la Salud, en las personas que viven en países en vías de desarrollo con normas sanitarias deficientes, el riesgo de contraer hepatitis A en algún momento de la vida asciende a más del 90 por ciento (OMS, 2012).

Causas

La hepatitis A se manifiesta después de contraer el virus de la hepatitis A (VHA), que generalmente se contagia al ingerir alimentos o líquidos contaminados con materia fecal, que es donde se encuentra el virus. Una vez ingerido el virus, la infección se propaga por el torrente sanguíneo hasta el hígado, donde provoca inflamación e hinchazón.

Algunas de las vías de contagio más comunes son las siguientes:

  • consumir alimentos preparados por alguien que tenga el virus de la hepatitis A
  • consumir alimentos manipulados y preparados por personas que no acostumbran a lavarse las manos antes de tocar los alimentos que usted ingiere
  • consumir mariscos crudos contaminados con aguas servidas
  • mantener relaciones sexuales sin protección con una persona infectada
  • beber agua contaminada
  • tocar materia fecal infectada

Una vez que se infecta, puede contagiar a los demás incluso dos semanas antes de que se manifiesten los síntomas. El período de contagio finaliza alrededor de una semana después de la aparición de los síntomas.

Síntomas

Los niños menores de 6 años generalmente no presentan síntomas después de contraer el virus. Los niños mayores, los adolescentes y los adultos suelen tener síntomas leves, entre ellos:

  • síntomas similares a los de la gripe (fiebre, cansancio, dolores corporales)
  • dolor abdominal
  • heces de color claro
  • orina oscura
  • falta de apetito
  • pérdida de peso de origen desconocido
  • ictericia (piel y ojos amarillentos)

Generalmente, los síntomas aparecen entre los 15 y los 50 días después de contraer el virus.

Complicaciones

En casos muy poco frecuentes, la hepatitis A puede producir insuficiencia hepática aguda. Esta complicación es más frecuente en adultos mayores y personas que ya padecen enfermedades hepáticas crónicas. Si esto llegara a ocurrir, el paciente deberá ser hospitalizado. Incluso en casos de insuficiencia hepática, la recuperación es probable. En casos muy poco frecuentes puede ser necesario un trasplante de hígado.

Pruebas

Después de que el médico analice los síntomas, posiblemente indique un análisis de sangre para detectar la presencia de una infección vírica o bacteriana. El análisis de sangre revelará de inmediato la presencia del virus de la hepatitis A.

Algunas personas presentan solo algunos síntomas y ningún signo de ictericia. Sin los signos visibles de ictericia, resulta difícil diagnosticar cualquier forma de hepatitis mediante una exploración física. Cuando los síntomas son mínimos, la hepatitis A puede no ser diagnosticada. Las complicaciones como resultado de la ausencia de diagnóstico son poco frecuentes.

Tratamiento

No existe un tratamiento formal para la hepatitis A. Al ser una infección vírica de corta duración que desaparece por sí sola, los tratamientos se centran en el alivio de los síntomas.

Tras unas semanas de descanso, los síntomas de la hepatitis A suelen mejorar por sí solos; para aliviarlos, puede hacer lo siguiente:

  • evitar el consumo de alcohol
  • mantener un régimen alimentario saludable
  • beber mucha agua

Prevención

La mejor manera de evitar contraer la hepatitis A es mediante la vacuna contra la hepatitis A, que se aplica en una serie de dos dosis, con una separación de 12 meses entre sí. Si tiene pensado viajar a algún país en vías de desarrollo en el cual las prácticas sanitarias e higiénicas son insuficientes, deberá vacunarse por lo menos dos semanas antes del viaje. Generalmente, el organismo demora dos semanas a partir de la primera dosis de la vacuna en producir anticuerpos contra la hepatitis A. Si va a viajar recién en un año o más, lo ideal es recibir ambas dosis antes de partir.

Entre las recomendaciones para limitar las probabilidades de contraer hepatitis A, pueden mencionarse las siguientes:

  • lavarse bien las manos con agua tibia y jabón (antes de comer o beber y después de ir al baño)
  • beber agua embotellada en lugar de agua corriente del lugar si se encuentra en países en vías de desarrollo o en los que el índice de riesgo de contagio de la hepatitis A es elevado
  • no ingerir frutas ni verduras peladas o crudas de un país en vías de desarrollo

Pronóstico

Con el debido descanso, el organismo se recuperará por completo de la hepatitis A en cuestión de semanas o algunos meses. En general, contraer el virus no conlleva consecuencias negativas a largo plazo.

Después de contraer la hepatitis A, el organismo genera anticuerpos contra la enfermedad, lo cual significa que, si volviera a exponerse a la enfermedad, el sistema inmunitario impediría el contagio.


Contenido proveído por:

Escrito por (en Inglés): April Kahn
Revisado médicamente (en Inglés) : Brenda B. Spriggs, MD, MPH, FACP

Esta función es sólo para fines informativos y no debe ser usado para reemplazar el cuidado y la información recibida por su proveedor de atención médica. Por favor, consulte a un profesional con respecto a algún problema de salud que pueda tener.
health
TOOLS
Symptom Search
Enter your symptoms in our Symptom Checker to find out possible causes of your symptoms. Go.
Drug Interaction Checker
Enter any list of prescription drugs and see how they interact with each other and with other substances. Go.
Pill Identifier
Enter its color and shape information, and this tool helps you identify it. Go.
Drugs A-Z
Find information on drug interactions, side effects, and more. Go.
Publicidad

 

 

Ofertas Y Beneficios

De compañías que cumplen con los altos estándares de servicio y calidad establecidos por AARP.

Beneficios para miembros de AT&T

Los socios ahorran un 10% en la tarifa mensual de servicio de ciertos planes de wifi de AT&T

Member Benefit AARP Regal 2

Los socios pagan $9.50 por boletos ePremiere de Regal que se compren en línea.

Walgreens 1 discount membership aarp

Los socios ganan puntos en productos de salud y bienestar marca Walgreens

Member Benefits

Únete o renueva tu membresía hoy. Los socios de AARP obtienen beneficios exclusivos y ayudan a lograr un cambio social

Publicidad