Conoce más

Cerrar
Denny's Philly Cheesesteak - Descuentos para socios de AARP

Denny's

Los socios ahorran todos los días

Tarjeta de Seguro Social, los posibles cambios del seguro social

Seguro Social

Aprende a maximizar sus beneficios

Tanger Outlets

Tanger Outlets

Libro de cupones gratis para socios

Red contra el fraude

Red contra el fraude

Ve alertas de estafas en tu estado

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Celebra y ahorra en tu membresía de AARP

ENCICLOPEDIA MÉDICA

Enfermedades y afecciones A – Z
powered by Talix

Tumor cerebral

Definición

Un tumor cerebral es un conjunto (o masa) de células anormales en el cerebro. El cráneo es muy rígido y el cerebro se encuentra allí adentro, de modo que cualquier crecimiento que se desarrolle dentro de un espacio tan limitado puede causar problemas. Los tumores cerebrales pueden ser cancerosos (malignos) o no cancerosos (benignos). Cuando se forman tumores benignos o malignos, pueden aumentar la presión dentro del cráneo, lo cual puede producir daños en el cerebro e, incluso, la muerte.

Los tumores cerebrales se clasifican en primarios o secundarios. Los tumores cerebrales primarios se originan en el cerebro. Según el University of Maryland Medical Center [Centro Médico de la Universidad de Maryland], aproximadamente la mitad de los tumores cerebrales primarios son benignos. Los tumores cerebrales secundarios se producen cuando se diseminan células cancerosas desde otro órgano, como los pulmones o las mamas, hacia el cerebro.

Tumores cerebrales primarios

Los tumores cerebrales primarios se originan en el cerebro. Pueden formarse en las células cerebrales, las membranas que rodean el cerebro (meninges), las células nerviosas o las glándulas. En los adultos, los tipos más frecuentes de tumores cerebrales son los gliomas y los meningiomas. Los tumores primarios pueden ser benignos o cancerosos.

Gliomas

Los gliomas son tumores que se originan en los neurogliocitos. Estas células sostienen la estructura del sistema nervioso central, participan en la nutrición, eliminan los residuos celulares y descomponen las neuronas muertas. Los gliomas se originan en diversos neurogliocitos, como la astroglia (astrocitos), la microglia, la oligodendroglia, las células satélite y las células de Schwann.

Los tipos de tumores que se originan en los neurogliocitos son los siguientes:

  • tumores astrocíticos, como los astrocitomas (pueden ser no cancerosos)
  • tumores oligodendrogliales
  • glioblastomas (más invasivos)
  • meningiomas (se originan en las meninges) y schwannomas (se originan en las células de Schwann)

La mayoría de los meningiomas y schwannomas se producen en los pacientes de entre 40 y 70 años. Los meningiomas son más frecuentes en las mujeres, mientras que los schwannomas afectan a hombres y mujeres por igual. Estos tumores generalmente son benignos, pero pueden provocar la muerte según su tamaño y ubicación. Los meningiomas y schwannomas cancerosos pueden ser muy invasivos.

Entre otros tumores cerebrales primarios, se encuentran los siguientes:

  • tumores hipofisarios (la mayoría son benignos)
  • tumores de la glándula pineal (pueden ser benignos o malignos)
  • ependimomas (la mayoría son benignos)
  • craneofaringiomas (afectan principalmente a los niños; son benignos al microscopio, pero pueden generar síntomas clínicos, como cambios en la visión y pubertad precoz)
  • linfomas cerebrales primarios (malignos)
  • linfomas primarios del sistema nervioso central (malignos)
  • tumores primarios de células germinativas del cerebro (pueden ser benignos o malignos)

Tumores cerebrales secundarios

Los tumores cerebrales secundarios constituyen la mayor parte de los tipos de cáncer cerebral. Se originan en una parte del cuerpo y se diseminan (o hacen metástasis) hacia el cerebro. Los cánceres de pulmón, mama, riñón o piel pueden hacer metástasis en el cerebro. Los tumores cerebrales secundarios (metastásicos) siempre son malignos. Los tumores benignos no se diseminan de una parte del cuerpo a otra.

Riesgos

Los factores de riesgo de un tumor cerebral incluyen los siguientes:

Antecedentes familiares

Un pequeño porcentaje de personas con tumor cerebral tienen familiares que también presentan esta afección.

Edad

El riesgo de padecer tumores cerebrales aumenta con la edad. Los meduloblastomas se producen, principalmente, en los niños.

Raza

Los tumores cerebrales son más frecuentes en personas de raza blanca; sin embargo, los afroamericanos son más propensos a sufrir meningiomas que las personas de raza blanca.

Exposición a sustancias químicas

La exposición a ciertas sustancias químicas en el trabajo puede aumentar el riesgo de sufrir cáncer cerebral.

Exposición a la radiación

Las personas que se exponen a la radiación ionizante presentan mayor riesgo de padecer tumores cerebrales. La radiación utilizada en el tratamiento contra el cáncer y las secuelas de las bombas atómicas son ejemplos de la radiación ionizante.

Antecedentes de varicela

Según la American Brain Tumor Association [Asociación Americana de Tumores Cerebrales], las personas con antecedentes de varicela en la infancia tienen menos riesgos de padecer tumores cerebrales.

Síntomas

Los síntomas dependen de la ubicación y el tamaño del tumor. Los tumores producen daños directos porque invaden el tejido cerebral y aumentan la presión en el cerebro. La compresión del tejido cerebral por la aparición de un tumor genera síntomas evidentes.

Entre los síntomas más frecuentes, se incluyen los siguientes:

  • cefaleas
  • pueden ser más intensas al despertarse a la mañana
  • pueden ocurrir al dormir
  • se agravan al toser, estornudar o realizar ejercicio
  • pueden estar relacionadas con vómitos, visión borrosa, visión doble o confusión
  • convulsiones (especialmente en adultos)
  • debilidad en una extremidad o en parte del rostro
  • cambio en el funcionamiento mental

Otros síntomas

  • torpeza
  • pérdida de la memoria
  • confusión
  • dificultad para leer o escribir
  • cambios en la audición, el gusto y el olfato
  • reducción del nivel de alerta (puede incluir somnolencia y lipotimia)
  • dificultad para tragar
  • mareos o vértigo
  • problemas oculares, como párpados caídos y pupilas asimétricas
  • movimientos incontrolables
  • temblor en las manos
  • pérdida del equilibrio
  • pérdida del control de esfínteres
  • entumecimiento o cosquilleo en un lado del cuerpo
  • problemas para hablar o comprender lo que dicen los demás
  • cambios en el estado de ánimo, la personalidad, las emociones y la conducta
  • dificultad para caminar
  • debilidad muscular en el rostro, un brazo o una pierna

Síntomas de tumores hipofisarios

Este tipo de tumores puede generar los siguientes síntomas:

  • secreción del pezón (galactorrea)
  • amenorrea en las mujeres
  • desarrollo de tejido mamario (ginecomastia) en los hombres
  • agrandamiento de manos y pies
  • sensibilidad al frío o al calor
  • aumento del vello en el cuerpo (hirsutismo)
  • presión arterial baja
  • obesidad

Diagnóstico

El diagnóstico de un tumor cerebral comienza con una exploración física y una revisión de los antecedentes médicos del paciente. La exploración física incluye una exploración neurológica detallada durante la cual el médico lo examinará para ver si los pares craneales (es decir, los nervios que se originan en el cerebro) están intactos. También evaluará la fuerza y la coordinación de los músculos. En esta exploración, se incluye la inspección de los ojos con un oftalmoscopio, es decir, un instrumento que alumbra las pupilas y las retinas, lo cual permite al médico verificar cómo reaccionan las pupilas a la luz. Además le permite mirar directamente los ojos del paciente para ver si el nervio óptico está inflamado. Si aumenta la presión dentro del cráneo, pueden producirse cambios en el nervio óptico. El médico también puede evaluar la memoria y verificar la capacidad del paciente para hacer cálculos matemáticos.

Se indicará realizar otros estudios en función de los resultados del análisis de los antecedentes médicos y la exploración física. El University of Pittsburgh Department of Neurosurgery [Departamento de Neurocirugía de la Universidad de Pittsburgh] y Mayo Clinic establecen que los siguientes estudios son útiles para diagnosticar un tumor cerebral:

Tomografía computarizada (TC) de la cabeza (con o sin medio de contraste)

El medio de contraste en una TC de la cabeza se obtiene mediante una sustancia especial que ayuda a los médicos a ver algunas estructuras con mayor claridad.

Resonancia magnética (RM) de la cabeza

En una RM de la cabeza, puede utilizarse un medio de contraste especial que ayuda a los médicos a detectar los tumores.

Angiografía

En este estudio, se utiliza un medio de contraste que se inyecta en una arteria (generalmente, en la zona de la ingle). Esta sustancia se transporta hasta las arterias del cerebro, lo cual permite observar el riego sanguíneo de los tumores. Esta información es útil al momento de realizar una intervención.

Gammagrafía cerebral

En la gammagrafía cerebral, se utiliza un medio de contraste radioactivo inofensivo que se inyecta en una vena. Luego el tumor capta esta sustancia y las imágenes se registran en una película.

Radiografías del cráneo

Los tumores cerebrales pueden producir cambios en los huesos del cráneo y las radiografías específicas pueden mostrar si se han producido dichos cambios. Estas radiografías también pueden captar los depósitos de calcio que algunas veces se encuentran dentro de un tumor.

Biopsia

Se extrae una pequeña parte del tumor para que lo examine un especialista llamado neuropatólogo. En la biopsia, se identifica si las células tumorales son benignas o malignas. También se determina si el cáncer se originó en el cerebro (primario) u otra parte del cuerpo (secundario).

Tratamiento

El tratamiento de los tumores cerebrales depende de su tipo, tamaño y ubicación, y de la salud general de la persona.

El tratamiento más frecuente de los tumores cerebrales malignos es una intervención. El objetivo es extirpar todos los restos del cáncer sin ocasionar daños en las partes sanas del cerebro. Si bien la ubicación de algunos tumores permite realizar una extirpación fácil y segura, otros tumores pueden estar ubicados en una zona que limite la cantidad de tumor que pueda extirparse. Aun la extirpación parcial del cáncer cerebral puede beneficiar al paciente. Los riesgos de una intervención del cerebro incluyen infección y hemorragia. Los tumores benignos clínicamente peligrosos también se extirpan quirúrgicamente. Los tumores cerebrales metastásicos se tratan según las pautas para el tipo de cáncer original.

La intervención puede combinarse con otros tratamientos, como la radioterapia y la quimioterapia.

La fisioterapia, la terapia ocupacional y la terapia del habla pueden ayudar a las personas a recuperarse después de una intervención neurológica.


Contenido proveído por:

Escrito por (en Inglés): Verneda Lights
Revisado médicamente (en Inglés) : George Krucik, MD

Esta función es sólo para fines informativos y no debe ser usado para reemplazar el cuidado y la información recibida por su proveedor de atención médica. Por favor, consulte a un profesional con respecto a algún problema de salud que pueda tener.
health
TOOLS
Symptom Search
Enter your symptoms in our Symptom Checker to find out possible causes of your symptoms. Go.
Drug Interaction Checker
Enter any list of prescription drugs and see how they interact with each other and with other substances. Go.
Pill Identifier
Enter its color and shape information, and this tool helps you identify it. Go.
Drugs A-Z
Find information on drug interactions, side effects, and more. Go.
Publicidad

 

 

Ofertas Y Beneficios

De compañías que cumplen con los altos estándares de servicio y calidad establecidos por AARP.

Beneficios para miembros de AT&T

Los socios ahorran un 10% en la tarifa mensual de servicio de ciertos planes de wifi de AT&T

Member Benefit AARP Regal 2

Los socios pagan $9.50 por boletos ePremiere de Regal que se compren en línea.

Walgreens 1 discount membership aarp

Los socios ganan puntos en productos de salud y bienestar marca Walgreens

Member Benefits

Únete o renueva tu membresía hoy. Los socios de AARP obtienen beneficios exclusivos y ayudan a lograr un cambio social

Publicidad